El que vino, nose sabe de donde.

6 may. 2009
[Nadie sabe mucho sobre él, es porque creo que nadie lo conoció lo suficiente o dedicó tiempo para conocerlo. Yo hoy decidí organizar mis conocimientos sobre él, para poder sumar las lagunas mentales que tengo y dedicar un poco más de tiempo para investigar su biografía (y conocer mis raíces), en vez de estar pegada al televisor viendo historias verdaderas de Servando y Florentino. Bueno aquí vamos].

Él se llamaba Stefan Kancev Yordanova, dicen que ese no era su nombre verdadero, sino otro impronunciable, pero que aquí se lo cambiaron, porque la tipa de extranjería no entendió bien el nombre, cuando le pregunté a mi mamá si tenía 2do nombre arrugo la cara y dijo no sé. Nació un 7 de Julio de 1922, eso también lo dicen; porque él a mi nunca me lo dijo, es más yo creía que era en Septiembre la cosa; en un país del cual sólo sé que era comunista y había letrinas, pero que ahora pertenece recientemente a la comunidad europea y se llama Bulgaria, también sé que la capital es Sophía y aunque no lo crean me sé el himno nacional, al menos el comienzo.

Él llegó a Venezuela, porque era un rebelde y lo querían matar, entonces escapó y se montó en el primer barco que vio, luego de muchos días llegó a un país donde no conocía ni el nombre (este país), mucho menos el idioma y más nunca volvió a saber de su familia. Era el menor de 4 hermanos. Esto sí me lo contó él con su particular acento ruso más rumano más checo; también me contó cosas sobre bolcheviques, cosas sobre nazis, también me dijo que en este país la gente era malagradecida y que no cuidaban lo que tenían, yo como era una niña y luego una adolescente, primero no entendía de que me hablaba y cuando medio entendía, me ladillaba y le seguía la corriente; hoy obviamente me arrepiento, porque sé que tenía millones de cosas para contarme, para enseñarme y que yo no aproveche.

Una vez me enseño un libro, como en jeroglíficos, resulta que estaba escrito en búlgaro y me subrayo las partes del libro donde hablan de él, lástima que no recuerdo que era lo que decía (pero aún conservo el libro). También una tarde me regaló un libro en ruinas y muy viejo sobre Juana de Arco, fue uno de los primeros libros que leyó en español y me lo dio, porque decía que la actriz de la película es igualita a mi. Todos los perros de su casa se llamaban Bolchevique o Bolche, pero yo nunca entendí si era porque era algo bueno, o porque era algo malo.

Se ganó la vida siendo topógrafo, siempre quise preguntarle donde aprendió eso, tenía unos aparatos todos raro, que yo siempre quería usar para jugar. Estuvo en la construcción de Parque Central , del complejo Simón Bolívar y del Guri también. A él le encantaba visitarnos en Acarigua, yo iba con él a visitar a un amigo suyo, que probablemente era el único búlgaro del pueblo.

Al tener su 8vo hijo, le escribió una carta a su mamá y dicen que murió de un infarto al recibirla, porque nunca lo creyó con vida, mucho menos en Venezuela y mucho menos con 8 hijos. Luego conocimos a sus sobrinos (porque casi todos sus hermanos habían muerto) y una por cierto, se llamaba Marica (mi mamá me miraba con cara de odio cada vez que yo me empeñaba en decirle que se llamaba con una grosería, era una niña y era muy impresionante). También era ateo y ortodoxo, y lo que sea, no creía en nada de eso, pero por una mujer, se bautizó y fue a la iglesia, luego sólo dijo que creía en su familia.

Todos mis cumpleaños me llamaba a las 5 de la mañana y me cantaba junto a su esposa (otro personaje), hasta el día que cumplí 16 años; a los 2 días de eso, se levantó, fue al baño, abrazó a su esposa (porque tenían 50 años de casados, pero dormía empiernados y me consta porque lo vi con mis propios ojos) y murió.

Y sí el era mi abuelo, y a él le debo, mis ojos, mis cejas, mis pestañas, el color de mi cabello, mi piel, mi nariz y mi boca. También la rebeldía, el mal carácter y la terquedad. Fue la primera persona que me habló de otro mundo, de otro lado del mundo. El primero que me dijo que los políticos sólo dañaban el país, que no se necesita un líder (de ningún tipo). Mi abuelo era un hombre solitario, sólo nos tenía a nosotros, a mi me gustaba estar con el porque tenía un olor particular. Lamento nunca haberle dicho, que lo admiraba, ya hace 8 años que no está con nosotros. Pero yo nunca lo dejo a un lado, sinceramente nunca lo olvido.

Me dicen que la rebeldía nunca me va a llevar a algo bueno; con tal que me llevé a un país inexplorado, en el que conozca y haga nuevas personas... no me importa ser así.

5 comentarios:

piscis525 dijo...

Felicidades, yo creo que la familia es lo más importante, y si en ella hay personas tan especiales y valiosas como tu abuelo, que rico,... Yo creo lo mismo de mi abuela y estoy segura que lo mejor que tengo todo se lo debo a ella... hace 15 años que se fue pero ella siempre está y estará presente para mí...

el whittie dijo...

Marika que historia tan linda... deberias averiguar más sobre tu pasado, revisa libros y no sé... hazle ese honor a tu abue, estoy seguro que te está viendo y le va a gustar...

MdlA.- dijo...

¡Qué bueno que hayas vuelto!

Bibi dijo...

Que historia tan linda... sobretodo, lo mucho que se nota tu admiración :)

Falaise dijo...

Hola, mi nombre es Falaise. Esa una historia muy linda y bien interesante. A mi me encantó muchísimo y me impresionó porque si no me equicoco tenemos a "ese abuelo" en común... lamentablemente yo no lo conocí personalmente, sólo por fotos; y esas descripiciones sobre él son exactamente todo lo que me han contado. Yo soy una de las personas que le gusta saber sobre el pasado de su familia y de donde proviene o mejor dicho provenimos. Me encantaría conocerte y que me conozcas también... te dejo mi correo: falaise13@hotmail.com por favor escríbeme, estaré esperando tu mensaje. Saludos!